Cómo planificar un día para estudiar



Con la llegada de la época de exámenes vienen las desesperaciones, el estrés y el trabajo duro. Sin embargo, esto no tiene por qué ser así. Con una buena planificación para estudiar puedes evitarte las frustraciones habituales de estas épocas. En este post, CEAC te muestra cómo planificar un día para estudiar.


Los exámenes son un quebradero de cabeza para muchos estudiantes. Pero generalmente se debe a que tienen malos hábitos a la hora de estudiar. Es importante que desde pequeños a los niños y niñas se les muestre las maneras más correctas para estudiar. Ya que estas maneras se quedarán guardadas para el futuro y evitará errores o malos hábitos.

En CEAC aconsejamos planificar los días cuando tengas que estudiar para que todo sea más organizado y te dé tiempo a hacer todo. Para ello nosotros te aconsejamos la siguiente agenda que te servirá para llevar una rutina adecuada y que no te suponga mucho esfuerzo el hecho de estudiar:

Cómo planificar un día para estudiar

7:00
Despiértate, desayuna algo nutritivo y fuerte ( recuerda que una buena alimentación es una de las claves para tener una buena salud y buen humor, lo cual hará que estés más motivado para estudiar) y pégate una ducha para despertarte por completo.

8:00 – 15:00
Vete a clase y presta atención a las presentaciones de tu profesor/a. Si estás atento en clase se te hará mucho más ligero estudiar porque prácticamente todo lo que estudies más adelante será un “recuerdo” de lo atendido en clase.

A pesar de que estás en clase, es importante hablar con tus amigos y compañeros de clase. Hablar con otras personas hará que liberes estrés y te sientas mejor. Aprovecha las horas de descanso o las entreclases para hacerlo.

15:00 – 17:00
Come y descansa. Al igual que a la mañana, come algo nutritivo a poder ser mezclando hidratos de carbono, proteínas y vitaminas. Una vez terminado de comer, aprovecha para desconectar, descansa.

Un buen descanso te ayudará a estar más motivado y con más energía para afrontar la tarde.

17:00 – 18:00
Después de haber realizado tu descanso merecido, es hora de ponerse manos a la obra. En esta hora aprovecha para estudiar. Puedes aprovechar la hora para leer la materia y hacer tus propios apuntes con esquemas, aclaraciones… que te ayudará a entender mejor el material didáctico.

18:00 – 19:00
Haz deporte. Puedes salir a correr, ir al gimnasio o practicar el deporte que más te guste. El objetivo de esto es gastar tus reservas de energía y sustituir la tensión y el estrés por el relajamiento muscular y las endorfinas. Esto te ayudará a estudiar mejor porque te sentirás más relajado.

19:00 – 21:00
En estas horas vamos a aprovechar para estudiar el máximo volumen de material posible. El ejercicio realizado previamente nos ayudará a no estresarnos en este proceso. Además, podemos usar los resúmenes, esquemas… realizados en la franja horaria de las 17:00 a 18:00 para que se nos haga más ameno.

21:00 – 23:00
Ya has terminado de estudiar. Ahora es la hora de cenar y volver a descansar para desconectarte. Aprovecha para llenar este tiempo con algo que ayude a desconectar. Por ejemplo: Leer un libro, ver una serie o película, navegar por internet, jugar a la consola… Una vez terminado, es hora de dormir y descansar. Mañana será otro gran día.
Puede que esta agenda varíe por los horarios de una persona u otra, sin embargo, esperamos que te haya servido para planificar un día para estudiar. Esperamos que te haya gustado este post sobre cómo planificar un día para estudiar. Te animamos a leer los otros post de CEAC cursos online.
Si estás interesado en estudiar un curso online, te aconsejamos a que le eches un vistazo a la página web de CEAC para ver toda la oferta formativa y elegir el curso online que más te guste.